¿REALMENTE CUIDAMOS EL AGUA?

por cristina
0 commentario
¿REALMENTE CUIDAMOS EL AGUA?

Desde hace algunos años se viene escuchando, más que practicando, sobre el cuidado del agua. Entonces, la primera idea que se nos ocurre es la intención de hacer conciencia sobre su uso, pero ¿cuántos de nosotros en realidad cuidamos el agua?

Salir de la zona de confort para modificar hábitos, generalmente, no está en nuestros planes, pero gozamos de una cierta tranquilidad porque creemos tener el conocimiento suficiente sobre las utilidades del agua y hasta podríamos recitar algunas normas para su preservación.

No obstante, una cosa es estar al tanto de lo necesario que resulta este recurso y otra es tener conciencia de su verdadero valor.

He reflexionado acerca de que la humanidad entera debe aprender a utilizar el agua de manera óptima. Este discernimiento me llevó a pensar en la gran masa de agua que lograríamos reunir, si cumpliéramos con la recomendación de colocar un recipiente bajo la ducha antes de que ingresemos a ella o recoger el agua de lluvia en cubos dispuestos en el patio. Y me llené de nostalgia al pensar que, por no cumplir con esto, estamos desperdiciando este prodigio de la naturaleza.

¿Y si ponemos un alto y todos nos comprometemos a realizar estas acciones?, ¿y si cada quien aporta con maneras creativas de reutilizar el agua?, ¿y si todos ponemos la voluntad de atesorarla?… Cualquier forma de colaboración por pequeña que parezca produce grandes cambios, el quid está en hacerlo juntos.

Debemos establecer acuerdos para preservar el agua. Si todos somos beneficiarios, todos debemos ayudar a la conservación de este bien común y entender que comprometernos a cuidar del agua es comprometernos a cuidar la vida.

También te puede interesar